Esta semana la columna de recomendaciones literarias pone la lupa en recientes producciones que se vinculan desde diversas perspectivas al mundo del arte.

La luz negra, María Gainza

¿No son los coleccionistas personas obsesionadas con lo falso?, pregunta que llega promediando la novela en la voz de uno de sus personajes, pero que bien podría resumirla. Así, la obra abre puertas, pasadizos, calles y pasajes hacia el singular universo de la falsificación de obras de arte.

Transitando el límite entre lo falso y lo real, Maria Gainza construye en su segunda novela el imaginario de la bohemia de la ciudad de Buenos Aires, dejando en evidencia su trabajo como crítica de arte.

Con pluma magistral, nos invita a acompañarla en la búsqueda de La Negra, falsificadora de los óleos de Mariette Lydis, una pintora austríaca y enigmática. Una historia de falsificadores con tinte detectivesco, donde lo que se encuentra dista del objeto buscado.

¿La perlita? El catálogo de los objetos de una subasta.

Noticias de Pintores, María Luque

Un breve repaso de la historia del arte, pero contada desde la vida de los pintores & pintoras. Curiosidad e investigación dieron por resultado este libro que relata en clave comic pequeñas anécdotas, curiosidades y datos de color. Todos estos representados en viñetas e historietas a través de la inconfundible pluma de la dibujante María Luque, en rojos y azules.

Dato de color. Con‘Casa Transparente’, María Luque recibió el I Premio de Novela Gráfica Ciudades Iberoamericanas que organizó la Unión de Ciudades Capitales Iberoamericanas (UCCI). Su novela narra su vida como cuidadora de casas.

La crítica de arte, Cecilia Pavón

Ir por los márgenes de lo cotidiano transformando esas escenas en pequeñas obras de arte, quizás de eso se trate la escritura de Cecilia Pavón. El título de esta obra conlleva en sí mismo una contradicción tan histórica como vigente, y la definición de esta acción por medio de estos poemas y relatos viscerales aporte frescura a la cosa.

Sencillez y claridad desde un registro emocional singular, esas son sus armas.

Inventar ideas que no existen, como que el arte es lo no pensado aún”, esto propone como forma de pensar el arte. Hay que leer a Pavón para refrescar la mirada.

BONUS TRACK . Si de adentrarse en el universo de Cecilia Pavón se trata, Todos los cuadros que pinté puede bien constituir el siguiente paso hacia su mundo. “El arte no tiene que ser una mercancía, un producto, sino un estado de la mente”, declara respecto al poema que titula la obra.

Nota: Lujan Gambina